Bacon, Freud y la Escuela de Londres

el

Pocos discuten hoy en día que el Museo Picasso de Málaga (MPM) es  uno los museos más punteros del panorama español. No solo por su magnifica colección permanente (que recientemente ha sido renovada) sino por que todos los años presenta alguna temporal de esas que acaparan todas las portadas de periódicos y revistas. Ya el año pasado se salio del mapa exponiendo “Mural” de J. Pollock, uno de los cuadros mas importantes de la historia del arte estadounidense, que en una exclusiva gira mundial de tan solo dos años paso cinco meses en el malagueño Museo Picasso. Pues este año lo han vuelto a hacer… lo de acapara portadas y presentar cuadros iónicos de la historia del arte me refiero (porque  lo del “Mural” de Pollock no se volverá a repetir en décadas). La exposición abierta a finales de abril de 2017 se llama “Bacon, Freud y la Escuela de Londres” y es una de las más importantes que se verán este año en España.  No, no estoy exagerando, porque estamos hablando de una exposición organizada por el museo Tate de Londres con algunos de los cuadros mas importantes de su colección que difícilmente salen de Inglaterra y menos aun de forma conjunta. Cuadros que ya están en todos los libros de arte contemporáneo… y ahora están en vivo y en directo en Málaga.

Una exposición excepcional en numero y calidad de las obras expuestas pero también he de decir que excepcionalmente compleja de explicar y entender (aunque muy fácil de disfrutar).Estamos hablando de 10 artistas contemporáneos bastante diferentes, con cuadros que abarcan casi 70 años de producción artística del cambiante siglo XX ¡Ni siquiera esta todo el mundo  de acuerdo en que exista una “Escuela de Londres” como movimiento pictórico! El termino “Escuela de Londres” se lo invento uno de  esos pintores R.B. Kitaj  para una exposición donde reunió obras de artistas cuyo único nexo común es haber trabajado en Londres tras la segunda guerra mundial. Y ya esta. Aunque con el tiempo se ha encontrado más puntos en común como el uso habitual de la figura humana y el paisaje además de que estos artistas volvieron al arte figurativo tras la explosión de la abstracción y el surrealismo. Eso si, volvieron a  un arte figurativo muy especial y con estilo propio. Todos eran amigos o con relación profesor-alumno y  todos con la deuda de haber bebido de las fuentes de Picasso.  Por eso están ahora aquí…

Para atraer al público general, en el nombre de la exposición se nombra a los dos artistas mas conocidos del grupo: Francis Bacon y Lucian Freud. Pero he de decir que la exposición va mucho más allá y  te sorprende con otros 8 artistas con la misma garra, intencionalidad, destreza y creatividad que esto dos maestros. Me refiero a Michael Andrews, Frank Auerbach, David Bomberg, William Coldstream, R. B. Kitaj, Leon Kossoff , Paula Rego y  Euan Uglow. Algunos de ellos poco conocidos por lo que una de las cosas que más destaco de esta exposición es las biografías de los 10 artistas estan pintadas en la pared del museo según van apareciendo sus obras o se presenta alguna de las más importantes. Y además de la audioguia (que en el MPM es gratis), la mayoría de los cuadros importantes tienen una buena explicación en la etiqueta de la pared que permite al amateur como yo entender y disfrutar de lo que esta viendo. Por eso aunque es una exposición compleja en estilo y obras el discurso expositivo y las explicaciones del museo te llevan muy bien a entender disfrutar de la misma.

La exposición esta dividida en seis “temas” empezando muy suave con la “Nueva mirada al realismo” que hacen tras la segunda guerra mundial los primeros representantes de  este grupo. En esta primera sala ni te imaginas lo que viene a continuación, pero enseguida se pone interesante con una sala que da a conocer  y explicar el porque de esta denominación de “Escuela de Londres”. En este segundo “tema” he podido ver la obra de Lucian Freud “Muchacha con perro blanco”, que hace años admiro en los libros de arte y que ahora por fin he podido ver en directo. También han traído uno de los emblemáticos retratos realizados por F. Bacon en los años sesenta, en concreto el de Isabelle Rawstorne. Pero que nadie se pierda la explicación del cuadro de la “Muchacha con gatito” de L. Freud pues es un retrato muy psicológico (así se le llama a coger un gato por el cuello y apretar) realizado por un nieto del inventor del psicoanálisis…

Pero el verdadero núcleo de la exposición y la parte más potente son las salas de “La intensidad del cuerpo” y “Narraciones pictóricas”. Precisamente la representación del cuerpo humano es una de las características de este grupo apareciendo entre las primeras obras los cuerpos milimetrados de Euan Uglow. Nuevamente las explicaciones de las etiquetas y audiguia cuenta como en alguno de estos cuadros se tardó hasta un año en ser acabado, con horas y horas de posado de las modelos para llegar a la perfección mas absoluta de la imagen.

Pero permitidme que me detenga en un tríptico de F. Bacon que me ha cortado la respiración. En él, tres figuras semihumanas gritan desgarradoras sobre un vacío rojo sangre. Tríptico que Bacon pinto por primera vez en 1944 bajo la influencia de las figuras biomorficas de Picasso. Ese tríptico de 1944 tuvo mucha influencia en el resto del grupo y es una de sus obras mas importantes de su autor por lo que en 1988 las repitió en una versión mas grande y modificada. Esa versión es la que la Tate London ha prestado a esta exposición del Picasso de Málaga  y esta entre las obras europeas mas importantes  del final del siglo XX. Solo por ver este triplico esta justificado pagar la entrada a esta exposición…  y hay dos trípticos más.

En cuanto a la sala de las “Narraciones pictóricas”  el gran descubrimiento para mi ha sido la obra de la artista Paula Rego, única mujer de este grupo. Sus obras muy críticas con el papel de la mujer y con narrativas complejas, donde las miradas y las poses te cuentan toda la historia me han dejado atónito. Tiene un tríptico criticando las bodas de conveniencia y un gran cuadro sobre un “inocente” baile al borde del mar… que de inocente no tiene nada. Y terminado este “tema” otro  tríptico importante de Bacon que hizo tras el suicidio de su amante que es lo mas parecido a las pinturas negras de Goya que he visto nunca eso si, con un gran complejo de culpa y grandes vacíos compositivos que dicen tanto o mas que si los hubiese llenado (Triptico Agosto 1972). Es la narración de una perdida  como para compensar antes de salir de la sala un cuadro pequeño de M. Andrwes titulado “Melanie y yo nadando” que es todo contrario. Es el cuadro más dulce y sosegado que he visto en mucho tiempo, muy negro eso si, pero lleno de  paz.  Creía que era mas grande porque también lo he visto en varios libros pero precisamente ese tamaño pequeño te cierra el ángulo de visión, te para ante un desastre de los cuadros previos.

La exposición termina en la planta de abajo porque es muy grande para sola una planta de las salas de temporales del Picasso. Y cuando creías que no te cabían mas interpretaciones psicológicas de la vida, del ser humano y del arte… se descuelgan con una gran sala de paisajes y espacios abiertos. Si duda esta es la exposición temporal  del año en Málaga como no podía ser de otra forma con la Tate de Londres como organizadora. Y entre estos espacios abiertos dos obras de Leon Kossof de esas que no puedes dejar de mirar: “Una iglesia al amanecer” y “Una casa en ruinas” son sus títulos. Tanbien me ha gustado un cuadro de L. Freud que me ha llevado al  huerto… literalmente. Porque es una esquina del jardín de su casa pintado como solo un genio lo haría. Tardo años en pintar las plantas naciendo y muriendo, floreciendo y marchitándose y todo esta a la vez en el mismo cuadro. Trazo, color, expresión, realismo… me ha encantado.

La exposición termina con dibujos, litografias y grabados de estos mismos autores que como hijos de su tiempo utilizaron s diferentes soportes para plasmar su obra. Este final es mas flojo que el resto de la exposición y como visitante la verdad es que a mi me ha sobrado un poco. Supongo que al ser un grupo tan complejo y variado, han querido mostrar una característica común más pero no hacia falta tan magníficos cuadros y discurso expositivo. Una de las exposiciones que están dando más fama aun al Museo Picasso de Málaga como referencia de arte contemporáneo en España.

 

0 Comentarios Agrega el tuyo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *